DESTACADO

¿Cuál es tu fuente de proteínas?

Apuestas sólidos, veganas y ahora llenas de ingredientes que son puro lujo. Únete a la revolución cosmética y descubre los champús de proteínas.

¿De dónde se consiguen las proteínas si eres vegano? Esa es la pregunta del millón que tantas veces habréis escuchado y es la misma que nos hicimos nosotros cuando decidimos eliminar los huevos de los productos.

El inventor Daniel Campbell aceptó el reto de experimentar con alternativas veganas para que conseguir una textura parecida a la de los huevos y, además, la misma cantidad de proteínas. En el proceso, no solo descubrió otras opciones que estaban a la altura de los productos que ya existían, sino que encontró la forma de mejorarlos y eso le llevó a crear una nueva gama de productos: Los champús veganos de proteínas.

 

Adiós huevo, ¡hola aquafaba!

Silica, café, Fix y The Black Stuff, son los últimos en llegar: cuatro champús sin envases que también acondicionan el cabello. Cada uno tiene entre sus ingredientes una combinación distinta de proteínas, pero todos comparten la aquafaba, el líquido de textura gelatinosa que liberan los garbanzos al cocerlos. “Cuando comencé a hacer estos productos quería ver qué pasaba si cogía la base de los champús líquidos y la mezclaba con aquafaba”, explica Dan, que también añade: “Así fue cómo conseguí esta increíble textura, suave y mullida, que me permitió conseguir diferentes efectos”.

Además, las nuevas combinaciones obtienen sus proteínas del gel de linaza, la lecitina de soja, el tofu sedoso y el gluten de trigo hidrolizado, que también aportan aminoácidos, arginina y leucina, muy frecuentes en los batidos de proteínas. A diferencia del huevo, que tiene proteínas relativamente grandes, la arginina y la leucina proporcionan polímeros proteicos lo suficientemente pequeños como para penetrar en la corteza del cabello, trabajando desde dentro para conseguir mayor volumen, brillo y suavidad.

 

Me las llevo puestas

Los cuatro champús veganos de proteínas tienen fórmulas distintas, con sus propios ingredientes, que se adaptan a las necesidades de cada tipo de pelo, pero todos comparten dos ingredientes antiestáticos. "Eso es precisamente lo que suaviza el cabello", aclara Dan, que aconseja frotar todo el bloque sobre el pelo mojado, para que la fricción ayude a crear espuma. "Una vez que enjuagas el champú, el agua caliente derrite el producto, creando un acondicionador, y así obtienes el perfecto 2 en 1", continúa. Disponibles en bloques de 100 gr, que duran entre 50 y 100 lavados, estos champús especialmente diseñados para los cabellos dañados, son también ideales para las melenas que necesitan algo más suave, porque contienen muchos menos surfactante que el resto de champús. Así que todo lo que queda por hacer ahora es conocer a los recién llegados...

Cafe Vegan Protein Shampoo

Silica: protección del color

Este champú se encarga de proteger el cabello del sol, como hace la protección solar con la piel, gracias a su ingrediente estrella la avobenzona (Butyl methoxydibenzoylmethane), que aleja los rayos UVA y UVB, para ofrecer una doble protección junto al aceite de semilla de frambuesa, que potencia los efectos. El nombre de este producto hace honor a su capacidad de imitar los efectos de las siliconas, pero con ingredientes naturales, como la cola de caballo, que aumenta la elasticidad y el brillo del cabello. Silica juega también con la sensación que su color rosa produce y, en lugar de tener un aroma dulce, su olor es herbal, debido a ingredientes como los absolutos y aceites de hierbabuena, tomillo y lavanda. Para redondear la fórmula, el zumo orgánico de limón ayuda a alisar la cutícula y reflejar más luz.

 

Fix: para todos los rubios ahí fuera

Este champú vegano de proteínas utiliza la camomila y la caléndula para iluminar de forma natural el cabello rubio. “Hemos añadido el tono violeta, que se utiliza para neutralizar el amarillo”, comenta Dan. El aceite de coco añade hidratación, también el aceite de oliva virgen extra, que junto a la aquafaba ayuda a fortalecer el pelo, evitando que se rompa. El aceite de jojoba orgánico, popular por su afinidad con los aceites naturales del cabello, nutre en profundidad para salir al rescate de los daños químicos. Del cautivador aroma se encargan el jazmín, el palo de rosa, el ylang ylang y la hoja de violeta.

 

The Black Stuff: brillo y volumen

Si lo que de verdad quieres es subir el volumen y conseguir una melena resplandeciente, The Black Stuff es todo lo que necesitas. "Este no tiene un efecto acondicionador tan potente como los otros, pero es el que más volumen aporta”, afirma Dan. Uno de sus ingredientes clave es la cerveza negra que añade suavidad, volumen y brillo, además de ser muy eficaz en los cabellos oscuros. Por su parte, la melaza es un humectante que atrae y retiene la humedad del pelo, mientras que la levadura y el vinagre balsámico protegen las cutículas. La fórmula también tiene carbón, que elimina la congestión en los folículos y ayuda al crecimiento del cabello. La guinda la ponen el jazmín y el azahar, aportando una fragancia deliciosa.

 

Café: un cabello muy despierto

Como su propio nombre indica, este champú es una inyección de cafeína que ayuda a retener el pelo y estimula su crecimiento. "Si a alguien le preocupa la caída del cabello y quiere retenerlo, entonces este es un producto realmente bueno", dice Dan. Todo se lo debemos a la cafeína, que aumenta el riego sanguíneo en el cuero cabelludo, mientras que los cristales de menta fresca y el mentol producen una sensación de hormigueo y enfriamiento que contrae los folículos pilosos, reteniendo el cabello más tiempo. Además, tiene polvo de licopodio acondicionador, que ayuda a desengrasar el cuero cabelludo de forma natural, descongestionando los folículos y estimulando el crecimiento. La fórmula cuenta también con aceites de naranja de Brasil y limón de Sicilia, además de vainilla, que aportan una fragancia dulce y afrutada. Del aroma especiado y cálido, se encarga el clavo que limpia en profundidad y tiene propiedades antisépticas.

Así que, ¿vas a despertar la melena con una taza de café? o ¿crees que prefiere una pinta? Quizás sería mejor algo de silicona para protegerlo o, si tu cabello es rubio, un acondicionador que sepa cómo tratar a los cabellos dorados, platino y blancos.

La próxima vez que te pregunten, ¿de dónde obtienes las proteínas?, ya sabes que contestar.

Comentarios (0)
0 Comentarios
Contenido relacionado (4)

Productos relacionados

4 artículos
#LushLabs
silica vegan protein shampoo
Champú vegano con proteínas
Como una rosa
19,00 €
100g
Agotado
fix purple vegan protein shampoo
Fix
Champú vegano con proteínas
Aquafa-buloso
19,00 €
100g
Agotado
the balck stuff vegan protein shampoo
Champú vegano con proteínas
El negro es el nuevo negro
19,00 €
100g
Agotado
cafe caffiene vegan protein shampoo
Champú vegano con proteínas
Ojalá que llueva café
19,00 €
100g