DESTACADO

¿Utiliza Lush aceite de palma?

Queremos eliminar hasta el más mínimo rastro de este aceite de nuestra cadena de suministro. Los nuevos materiales libres de palma con los estamos trabajando nos están permitiendo hacer grandes progresos.

 

El aceite de palma es casi imposible de evitar. Es el aceite vegetal más consumido del mundo, lo encontrarás en todas partes: en tartas de chocolate y patatas fritas, biocombustibles y cosmética. La producción global se multiplicó por dos entre el año 2000 y el 2012, y la alta demanda ha llevado a una creciente industrialización de los cultivos, arrasando hábitats y ecosistemas.

En 2008 comenzamos a eliminar el aceite de palma de nuestra cadena de suministro, iniciando una campaña para dar a conocer sus graves consecuencias medioambientales. Desde entonces hemos animado a nuestros clientes a que dejen de usarlo, para intentar frenar la producción e impedir que desaparezcan los bosques. Teniendo en cuenta que producen el 20% del oxígeno de todo el mundo, absorbiendo grandes cantidades de CO2 perjudicial, es imprescindible que los protejamos. Es la única forma de luchar contra el cambio climático y el calentamiento global.

No todas las plantaciones de palma son dañinas, existen ejemplos de buenas prácticas, pero el impacto social y ecológico de estos cultivos es innegable. La palma está ligada a la deforestación, los abusos a los derechos humanos, el maltrato infantil, la contaminación y la corrupción.

“El problema no es la palma, sino la forma en la que se cultiva y gestiona”, explica Mark Rumbell, encargado de compras éticas en Lush, que añade: “Estamos enfocados en reducir el uso de palma y tenemos la vista puesta en eliminarlo por completo. Y el trabajo va por buen camino”.

La verdad sobre la palma 

Hace 5000 años que la palma se cultiva como alimento básico y fue una de las materias primas con las que primero se empezó a comercializar. Cuando llegó la Revolución Industrial este ingrediente se hizo muy popular entre los comerciantes británicos, que comenzaron a usarlo como lubricante comercial para maquinaria. Hoy en día, su uso está muy extendido en la industria alimentaria y se utiliza como aceite para cocinar o como sustituto de las mantecas; también en cosmética, donde hace la función de emulsionante y surfactante.

Hay dos especies de palma aceitera: Elaeis guineensis y Elaeis oleifer. El aceite de palma es un término genérico que se usa para los dos tipos de aceite que se derivan de esta planta tropical. El aceite de palma, que proviene de la fruta del árbol y el aceite de almendra de palma, que proviene de la semilla. En 2017, Malasia e Indonesia fueron responsables del 87% de la producción mundial. Por supuesto, con un alto coste medioambiental. Las plantaciones de palma han ocupado grandes áreas de selva tropical, destruyendo el hábitat natural de muchos animales como el orangután, el tigre de Sumatra o el elefante asiático.

Además, la tierra que antes era de los indígenas ha caído en manos de grandes corporaciones. Esta desposesión, que se hace con sobornos y presiones, se ha traducido en conflictos y abusos contra los derechos humanos. Una vez que se establecen los cultivos, el trabajo que ofrecen suele ser inseguro y peligroso. En muchas ocasiones, también implica explotación infantil.

La palma es un cultivo eficiente, y eso es parte del problema. "Para producir la misma cantidad de aceite de colza que de palma, por ejemplo, se necesitan tres hectáreas más y, en lo que se refiere al girasol, son necesarias cuatro; casi cinco para la soja; y siete para el coco. Por eso, muchos productores no quieren pagar la diferencia de precio. Si todo el mundo se pasase al coco, necesitaríamos siete veces más tierra”, explica Mark.

¿Una alternativa sostenible?

No estamos convencidos de que el aceite de palma pueda ser una alternativa sostenible. Sin embargo, la Mesa Redonda sobre el Aceite de Palma Sostenible (RSPO, por sus siglas en inglés), ha desarrollado una serie de criterios sociales y medioambientales que las empresas pueden cumplir si quieren producir aceite de palma sostenible y certificado (CSPO, por sus siglas en inglés). La idea es minimizar el impacto negativo en la producción de estos cultivos. Según World Wildlife Fund (WWF), los minoristas británicos están a la cabeza en el uso de aceite de palma sostenible. Aunque esto supone un gran avance, lo cierto es que solo el 20% del aceite de palma que se utiliza en el mundo está certificado. Y las empresas más pequeñas tienen dificultades para poner en marcha todos los cambios necesarios para obtener una certificación. Además, el aceite certificado es más caro y, por esa razón, su demanda no está demasiado extendida.

"Si la palma formase parte del ecosistema correcto, y tuviera la relación adecuada con la naturaleza y las personas, eso sería genial. Pero es que eso no lo he visto nunca", explica Simon Constantine, que es el encargado de compras y ha visto la devastación con sus propios ojos. Por eso, hemos optado por centrarnos en buscar alternativas.

Sumatra reforestation

"Es muy complicado", admite Mark, que añade: "No basta con que el proveedor confirme que los ingrediente están 100% libres de palma, además deben seguir las políticas de pruebas éticas y experimentación sin animales de Lush. Las alternativas a los ingredientes que contienen palma a menudo son demasiado nuevas y, por lo tanto, suelen ser sometidas a pruebas en animales. Las versiones libres de palma de los productos que tenemos en la actualidad no están disponibles. Las que sí lo están necesitan algo más que un simple cambio: requieren de una reformulación completa. Se están realizando investigaciones y pruebas constantes para desterrar el uso de palma por completo".

Hasta hace poco no podíamos decir que nuestros jabones estaban 100% libres de palma. Aunque nuestras bases de jabón lo han estado desde 2006, nos preocupaba que el lauril sulfato de sodio (SLS), un ingrediente que ayuda a que la espuma sea abundante, y el estearato de sodio, que hace que el jabón sea sólido, se derivaran del aceite de palma. Sin embargo, ahora hemos desarrollado nuestra propia base de jabón, hecha de manteca de cacao orgánica de Comercio Justo, aceite de coco virgen extra y aceite de ricino orgánico, mezclados con hidróxido de sodio, para conseguir la saponificación. Estos ingredientes forman la base sólida del jabón, a la que se añaden infusiones, zumos o aceites que aportan beneficios a la piel y aroma al producto.

Esta nueva formulación deja fuera a los SLS y al sodium stearate y, además, se produce de forma interna lo que garantiza que todo el jabón está libre de palma y derivados. Nuestro principal objetivo ahora es desarrollar sodium stearate libre de palma que no comprometa la calidad final del producto. Para conseguirlo estamos trabajando con nuestro productor para diseñar un material hecho a partir del aceite de oliva sobrante, creando una producción de ciclo cerrado. La buena noticia es que funciona, pero no tan bien como nos gustaría.

"Eliminar el aceite de palma es un proceso difícil porque hay sintéticos que son clave en el mercado, como el SLS, y se producen a gran escala. Seguimos trabajando en que todos nuestros ingredientes y productos estén libres de palma. ¡No queda tanto!", defiende Mark.

¿Qué ingredientes contienen aceite de palma?

Aunque ya no usamos aceite de palma en nuestros productos, algunos de nuestros sintéticos seguros contienen derivados, ya que es muy complicado encontrar alternativas sostenibles. Nos gusta ser transparentes, por eso hemos hecho una lista que puedes consultar abajo:

Ingrediente

Contiene derivados de:

Lauryl betaine

Palmiste, palma y coco

Sodium Cocoamphoacetate

Palmiste, palma y coco

Cetearyl Alcohol

Palmiste

Cetearyl Alcohol & SLS

Aceite de Palma

SodLauroylSarcosinateNP

Coco, palma y palmiste

Lauroyl Sarcosine

Coco, palma y palmiste

Glycol Cetearate

Aceite de Palma

GMS SE40 - Glycerol monostearate

Aceite de Palma

SSD - Disodium laureth sulfosuccinate

Aceite de Palma

Glyceryl Stearat-PEG100

Palmiste

Ammonium Laureth Sulfate

Palmiste

Sodium Laureth Sulfate

Palmiste

Sodium Lauryl Sulfate

Palmiste

Sodium Stearate

Aceite de Palma

Stearic Acid

Aceite de Palma

Laureth 4

Aceite de Palma

Nuestro trabajo para eliminar el aceite de palma de nuestros productos continúa. Seguiremos hasta que no quede ni una gota.

 

Comentarios (0)
0 Comentarios